Descubre cómo preparar una mudanza de casa

Es una labor pesada, pero si tenemos claro a qué aspectos debemos prestarle atención, cambiarnos de hogar no resultará un dolor de cabeza. Conocer cómo preparar una mudanza de casa puede ser complejo y será necesario tener presente muchos detalles.

Descubramos a continuación, varias buenas prácticas que nos serán de gran ayuda para los diferentes aspectos del proceso, junto con darle protección a nuestras cosas.

¿Cómo preparar una mudanza?

Durante las mudanzas, es frecuente realizar una planeación con mucho tiempo de anticipación y tener la ayuda de familiares o contratar una empresa especializada.

Sin embargo, la situación de cada quien es diferente, y por ello los siguientes consejos de mudanzas deben tomarse como recomendaciones generales. Esta sección tratará más sobre aquellos preparativos que nos ayudarán a tener una mejor organización.

  • Hagamos inventario. Un paseo a conciencia por la casa, libreta en mano, nos aclarará cuántas pertenencias tenemos, aunque habrá que poner énfasis en los muebles pesados o voluminosos. Anotarlos en una lista podrá parecer rudimentario, pero será de utilidad al momento de empaquetar todo, subirlo al camión, y luego instalarlo en nuestro nuevo hogar. Así, cada elemento de nuestro hogar estará marcado con su respectivo tache o palomita y será sencillo darle seguimiento.
  • Preparemos un listado según dificultad. Empacar todos los libros de la biblioteca será tardado, al igual que mover el equipo del gimnasio. La laptop puede guardarse rápido, ¿pero qué pasa con la vitrina y toda la vajilla? Según lo que mejor nos acomode, habrá que determinar la dificultad de empacar y transportar los objetos, y proceder a comprar cajas donde organizarlo todo.
  • Tengamos presente la fecha límite. Suele ser determinada por nuestro casero o según el contrato de renta que tengamos, así que procuremos marcarla en un calendario o fijarla en un recordatorio, con el objetivo de trabajar en la mudanza cada día y no acumular trabajo de último momento.
  • Compremos productos especiales. Ya sea el uso de cintas adhesivas, plástico burbuja o cajas rudas, entre otros. Revisemos con tiempo lo que necesitaremos para comparar y comprar las mejores opciones disponibles en el mercado.

¡A empacar! Tomando en cuenta estos preparativos, toca la parte laboriosa, vaciar la casa y empacar cada objeto con la debida precaución. Ahora revisemos qué productos nos serán de ayuda durante la mudanza.

7 productos indispensables para mudanzas

¿Cómo preparar una mudanza de casa? Evaluemos los beneficios de los siguientes productos, sabiendo que cada uno será útil en diferentes momentos del proceso.

1. Aprovechemos el plástico burbuja a discreción

El grosor y textura de las burbujas de plástico se han vuelto indispensables durante la protección de diversos objetos, ya sea para envíos por correo postal o durante las mudanzas.

En esta situación, recordemos que el rollo polyburbuja nos será fundamental durante la fase de envolver nuestras pertenencias, pues brindará una capa protectora de 30 mm de espesor. Tras darle varias vueltas al objeto en cuestión, restará asegurar esta capa de burbujas con cinta adhesiva.

2. Usemos cajas y cinta canela a montones

Y hablando de cinta adhesiva, tendremos que usarla a diario para cerrar cajas de cartón y asegurar capas de protección, así que nos convendrá obtener una de bastante grosor.

Justo por ello, tenemos considerar cintas adhesivas de empaque para cerrar de forma adecuada cajas. Hay de distintos grosores y tamaños, así que busquemos las adecuadas según nuestras necesidades.

Asimismo, compremos de antemano muchas cajas de cartón de distintos tamaños, pues nos sorprenderá la cantidad de objetos que almacena una casa, así que es mejor prepararnos y comprar suficientes cajas así como cintas adhesivas.

3. Guardemos electrodomésticos en una caja de uso rudo

Por más forrados y cubiertos de papel burbuja que estén, es probable que nos preocupemos al enviar algunos electrodomésticos por sí solos durante la mudanza. De preferencia, tras envolverlos, mejor metamos la licuadora, el horno de microondas, la cafetera, tostadora y freidora, entre otros, en una caja de uso rudo, sabiendo que ofrecerá una gran capacidad para transportar nuestras cosas.

A su vez, podemos forrar esta caja en más papel burbuja o con hule de emplayar, pues siempre es mejor prevenir.

Por otro lado, si deseamos ahorrarnos la labor de cargar en brazos a esta caja, siempre podemos optar por adquirir una caja rodante profesional de Stanley, misma que posee capacidad de 90 kilos y unas cómodas ruedas. Así, arrastraremos nuestras valiosas pertenencias y no nos esforzaremos de más.

4. Pongamos cosas pequeñas en organizadores

¿Cómo preparar una mudanza sin que se nos olvide nada? Fijándonos tanto en objetos grandes como en los más pequeños. Con eso en mente, descubramos este set de organizadores de Starplast, el cual promoverá la fácil localización de aquellas cosas pequeñas del hogar; desde cosas de papelería, rondanas, tuercas y clavos, hasta linternas, maquillaje o viejos electrónicos.

Pensemos en todo tipo de cosas, mientras no superen la capacidad de almacenamiento de 2.7 litros de estos organizadores, cuyas dos piezas están hechas en resistente polietileno.

5. Empaquemos ropa y mantas en una bolsa ahorradora

Este tipo de bolsas llegan a ser muy útiles para las mudanzas debido a que puede ahorrar hasta un 80% de espacio. Lo conseguirá gracias a su sistema de válvula, mismo que permite extraer casi todo el aire de la bolsa y así reducir el volumen (pensemos que los comprime), de los objetos que guardemos en ella.

Debido a esto, la bolsa ahorradora transparente de Home & Home es ideal para guardar ropa, específicamente abrigos o chamarras voluminosas; así como sábanas, edredones e incluso cortinas.

6. Acomodemos cables y objetos prioritarios en cajas transparentes

Ese es el principal beneficio de la transparencia durante una mudanza, reducir las posibilidades de extraviar objetos importantes para el momento en que ya estemos viviendo en la casa nueva.

Es así que debemos considerar las cajas organizadoras transparentes para guardar los objetos que necesitemos usar apenas llegar a la nueva casa; lámparas, el módem de wifi, cables, cargadores de celular, entre otros.

Eso sí, compremos cuantos productos creamos necesarios y un poquito más, pues es preferible que nos sobren cajas a correr a comprar de último minuto una adicional que pueda faltar.

7. No olvidemos el hule de emplayar como capa de protección

Un último elemento clave al hablar de cómo preparar una mudanza es una película de plástico especial para empaque, o su alternativa llamada hule de emplayar.

Ambos productos comparten características, en el sentido de que tienen poco grosor pero gran longitud. De este modo, tenemos que rodear con varias capas de dicho plástico al objeto que deseemos empacar. Aunado a esto, la película de plástico es muy flexible, lo que facilita que se amolde a cualquier objeto o superficie y les rodee correctamente.

Por ende, mientras más vueltas les demos a nuestras pertenencias con este plástico, más “colchón” de protección obtendrán contra el traslado inminente.

¿Cómo preparar una mudanza de casa entonces? Bueno, estos son los productos básicos, pero no olvidemos que tomarlo con calma será crucial. Si estamos apurados o estresados, será más probable que se nos pierdan cosas o no hagamos las tareas como es debido.

Si deseamos mitigar el estrés, entonces tomemos en cuenta estos consejos respecto a la planeación previa de una mudanza, y obtengamos los productos que necesitamos empacar y proteger nuestras pertenencias con tiempo.

Déjanos tu comentario