< regresar

Consejos para usar una pistola para pintar

24 mayo, 2021, por admin

    Una herramienta que no puede faltar en el hogar por su gran utilidad es la pistola para pintar, ya que nos facilita mucho el cubrir y dar nuevo color a una superficie si sabemos utilizarla correctamente.

    El mecanismo con el que trabajan estas pistolas es interesante, ya que el dispositivo realiza una pulverización de la pintura mediante aire. Algunos equipos utilizan gas comprimido para que el aire salga de forma uniforme y continua para detallar correctamente la superficie.

    Esta clase de pistola es un modelo parecido a los tradicionales aerógrafos que se usan para artesanías y algunos trabajos manuales, pero con la diferencia de que con las pistolas se pueden abarcar espacios grandes e incluyen accesorios como boquillas para intercambiar dependiendo del tipo de superficie o trabajo por pintar.

    De tal forma, las pistolas se diseñaron para pintar de manera más sencilla y rápida, pues su funcionamiento se activa al presionar un botón o gatillo. Además, al utilizar una pistola o pistola eléctrica para pintar, podemos cubrir las superficies sin complicaciones, dejando un acabado uniforme, de calidad y con la intensidad de color deseada sin importar si existen irregularidades en el espacio o el tipo de material que vamos a pintar.

    ¿Cuál es la pistola para pintar más adecuada?

    Para que no se escape ningún detalle y dejemos una superficie correctamente pintada, la pistola para pintar es muy funcional, pero debemos escoger la más adecuada de acuerdo con nuestras necesidades. Por esa razón, es importante conocer los distintos tipos de pistolas de pintura que podemos adquirir.

    Dentro de las alternativas de pistola para pintar, es posible encontrar los siguientes modelos:

    Pistola eléctrica

    La pistola eléctrica para pintar es una herramienta muy funcional porque facilita toda clase de trabajos con pintura en casa. Este artefacto funciona con un sistema pulverizador para que la pintura salga con la presión de aire.

    Dependiendo del modelo de pistola que se elija, podemos disfrutar de distintos accesorios complementarios como boquillas, filtros, correa para cargar, base o extensión de manguera que ya se incluyen en la herramienta.

    Pistolas para pintar HVLP

    Es una clase de pistola con un proceso de trabajo que utiliza una mínima presión y un alto volumen de pintura, por lo que se usa más producto en cada aplicación. Esto, más allá de ser una desventaja, es un funcionamiento de gran utilidad sobre todo para los trabajos donde se necesita pintar con capas uniformes y a una mayor velocidad, como en zonas con tendencia de precipitaciones y lloviznas.

    Cabe destacar que estas pistolas pueden incrementar el rendimiento de la pintura, evitando pérdidas del producto por dispersión y haciendo un uso más optimizado de la pintura.

    Pistola para pintar por gravedad

    Estas pistolas tienen un funcionamiento igual al de las HVLP, pero sin las piezas en su estructura que permiten obtener un mayor rendimiento de la pintura. No obstante, se recomiendan si vamos a trabajar con pinturas densas, como las plásticas o viscosas, pues su gran densidad necesita de la fuerza de la gravedad para impulsar la pintura. Con su uso, se pueden obtener acabados finos o de tipo laca.

    Generalmente, estas pistolas tienen un cuerpo metálico y cobertura de teflón con el fin de que no se quede pegada la pintura y se puedan limpiar fácilmente. Inclusive, algunos modelos pueden incluir un elemento que permite medir el nivel de viscosidad que contiene la pintura para ayudarnos a mejorar el trabajo.

    Pistola de compresor

    Una pistola de pintura para compresor íntegra una tecnología airless, con lo que se utiliza aire comprimido para pulverizar el producto y expulsarlo hacia la superficie. Estos modelos son los que permiten reducir al máximo la pérdida de pintura, así que se recomiendan por el ahorro que se obtiene al pintar.

    Pistola de succión

    Debido a la posición baja de su tanque de depósito para la pintura, esta clase de pistola se aconseja para cuando se va a utilizar pintura ligera. Su funcionamiento es por medio de la absorción de la pintura, donde se va jalando del depósito por medio de una pequeña manguera interior para expulsar la pintura a la superficie.

    La pistola de succión es de las más fáciles, sencillas y prácticas de utilizar, por lo que son una excelente opción para comenzar a pintar sin complicaciones.

    Paso a paso para utilizar correctamente la pistola para pintar

    Aunque en ocasiones se tiene la idea errónea de que pintar con una pistola es una tarea difícil, que solo los expertos pueden llevar a cabo o que es un artículo demasiado costoso, en realidad solamente se requiere cuidar y desarrollar una serie de aspectos que nos permitirán obtener un excelente resultado a la hora de comenzar un proyecto.

    Protege zonas que no van a pintarse

    Con la elección de la pistola para pintar más adecuada a la tarea que vamos a realizar, debemos asegurarnos de resguardar todos los elementos que no se tienen que cubrir con la pintura. Lo ideal es que el lugar quede lo más vacío posible, así que también hay que retirar los muebles.

    Ahora bien, podemos proteger las zonas más grandes con plásticos protectores, como el piso o el zoclo, y cintas especiales para pintar sin cubrir los detalles más pequeños, como conectores o apagadores.

    Preparar la pintura

    Vamos a abrir el bote de pintura y removerla para que se equilibre la densidad, de ser posible, podemos rebajar el producto con agua y moviendo de nuevo para dejar la densidad que se necesita. Este paso es posible de eliminar si trabajamos con pinturas vinílicas o plásticas y utilizamos la pistola por gravedad que es exclusiva para estos líquidos.

    Habilitar la pistola para pintar

    Con la pintura ya lista para utilizarse, tenemos que verter el producto en el depósito incluido en la pistola. También es importante elegir la boquilla que más se adapte al tipo de superficie por pintar. Después, tenemos que asegurarnos de que las conexiones, como la manguera, el tubo de aspiración o el cable se encuentren bien posicionados para evitar accidentes.

    Comenzar a pintar

    Antes de empezar a pintar toda la superficie, es recomendable realizar una pequeña prueba en una pequeña zona para controlar la forma en que se va a expulsar la pintura, el flujo y ancho de la cobertura. Un buen tip es elegir un flujo medio, o incluso bajo, al comenzar a pintar nuestro proyecto e ir aumentándolo si así se requiere.

    Ahora, colgamos o acomodamos la herramienta de manera en que nos sea más fácil pintar. Podemos empezar con las zonas más cercanas a las ventanas, el zoclo u otro elemento que nos permita ir pintando los límites del área para que posteriormente nos encarguemos de las zonas más amplias y libres del espacio que se va a pintar.

    Una práctica que también es de utilidad, es el posicionar la pistola de forma derecha, directa y de frente a la superficie para así lograr que la pintura quede más uniforme y evitar zonas en que quede pintura más gruesa o no logre llegar el producto de forma adecuada.

    Es momento de darle una nueva imagen a las superficies y paredes de nuestro hogar con las recomendaciones de Home Depot, donde podemos adquirir los productos indispensables para pintar perfectamente nuestro hogar y obtener los colores y estilo que buscamos.

    Déjanos tu comentario

    Recibe los mejores artículos en tu correo.

      Al dar click en "Suscribirme" aceptas nuestros términos y condiciones

      Ayuda

      Pregunta sobre nuestros productos

      Whatsapp Icon

      Envíanos un whatsapp

      +52 812 148 12 56
      SMS icon

      Mensaje por messenger

      The Home Depot México